miércoles, diciembre 2El Sonido de la Comunidad
Shadow

Claudia; con el arte de sus manos

Por: Daisy Martín Ciriano

Claudia Raimundo Hernández es una talentosa joven que ha incursionado el canto, pero donde mayor atracción ha encontrado es en el tejido a crochet, y sobre todo, en crear obras exclusivas. Es una virtuosa de la aguja. Entre sus principales objetivos se encuentra su carrera universitaria de Educación Artística, en la Universidad José Martí de Sancti Spíritus. El resto de su tiempo libre lo dedica a la creación y siempre tiene una nueva idea en proyecto. Ahora en que dispone de mayor tiempo para crear sus manos no descansan y cada día incorpora nuevas iniciativas a su trabajo.

Aprendió a tejer a crochet con su abuela paterna, quien además le regaló un viejo manual que poseían distintos puntos de tejido. A partir de entonces comenzó a crear piezas: tapetes de diferentes formas y tamaños, blusas y rebordes, pero al final se decidió por la confección de diferentes figuras y prendas: zapaticos para los bebés, figuras de animales y plantas con hermosos colores, sandalias y vestidos. Ahora mismo ha concluido un hermoso conjunto de la playa, una enigmática lechuza y un racimo de ajos, como elemento para ambientar la cocina.

En la búsqueda de diseños es una experta natural. Combina con acierto las figuras y sus vestidos, los rostros y las plantas, además dibuja los modelos que pretende realizar. Es como si los imaginara ya concluidos.

Para Claudia cada amanecer trae un nuevo proyecto, piensa en otro modelo y busca entre amigas y vecinos los hilos de colores que necesita para su creación.

Los vecinos se muestran pendientes de los trabajos que realiza y muchos se interesan por darle publicidad. Pronto la obra de esta joven artesana podrá ser expuesta en salones de la Casa de la Cultura o del Museo Municipal de Cabaiguán para que toda la población tenga la posibilidad de observar su belleza. Solo espera el momento y mientras pasan estos difíciles días aprovecha todo su tiempo libre para crear.