jueves, diciembre 3El Sonido de la Comunidad
Shadow

Abierto nuevo centro de aislamiento en Cabaiguán en el rebrote de la COVID_19

Escuela especial Julio Antonio Mella

Por: Alexey Mompeller Lorenzo

Más cintas amarillas impiden el paso en otra área de Cabaiguán al abrirse en la ciudad cabecera el segundo centro de aislamiento para contactos, la nueva zona roja tiene su sede en la escuela especial Julio Antonio Mella al complejizarse el escenario epidemiológico del municipio en el rebrote de la COVID-19 y suman tres los controles de foco activos.  

De acuerdo con el Doctor Jorge Díaz Nodarse, al cierre de este reporte, en el establecimiento con capacidad para 34 personas  permanecían ingresados 22 pacientes, de ellos 18 de entre 20 y 60 años de edad y los restantes adultos mayores que mantuvieron vínculos con casos confirmados de la enfermedad y aguardaban por el resultado del PCR inicial. 

El residente de primer año en la especialidad de Medicina General Integral (MGI) puntualizó que las patologías frecuentes en los pacientes son asma bronquial, hipertiroidismo, hipertensión arterial y epilepsia; previo a internarse cada cual llevó consigo sus medicamentos, no obstante cuentan con un pequeño stock de fármacos para que el período de vigilancia transcurra sin inconvenientes.

La instalación docente Julio Antonio Mella reacomodó sus espacios para darle la bienvenida a quienes en su condición de aislados gozan de totales garantías alimenticias y  el colectivo sanitario compuesto por un galeno, una enfermera y una asistencial atentos a los  síntomas respiratorios de los allí presentes cumplen con las normas de bioseguridad para su protección, dijo    Díaz Nodarse.

Al adaptarse el plantel educacional para recibir a los contactos de cabaiguanenses contagiados con el SARS-coV-2, ascienden a cinco los espacios disponibles en el territorio durante la segunda oleada de la pandemia.

La mayoría radican en comunidades rurales: el centro mixto Beremundo Paz de Neiva,  la escuela pedagógica Vladislav Volkov de Tres Palmas y la Estación Provincial para la Investigación de la Caña de Azúcar en Guayos que acogen a posibles infectadosde la localidad y de toda la provincia, mientras el Hogar Materno deviene el otro lugar habilitado en el perímetro urbano al reportarse en la institución dos casos positivos de la COVID-19.